En ocasiones se subestima o pasa por alto el trabajo que los diseñadores aportan a la construcción de un buen marketing, sin embargo debemos destacar que los diseños son pieza fundamental   para lograr captar la atención del público meta.

¿Qué tan importante es el trabajo del diseñador en la publicidad?

En la actualidad el marketing tiene que comunicar  su identidad en mayor porcentaje del mensaje con un diseño, tarea que llevará acabo el diseñador gráfico, favoreciendo positivamente la comunicación y brindando mejores resultados a la publicidad.

El diseñador implementará todos los recursos para componer una imagen  y que esta logre comunicar, como el  color que puede cambiar el ánimo de las personas y la tipografía que puede dar sencillez o complicar al receptor. 

Realizar un concepto base

Antes de comenzar a diseñar es necesario tener el concepto a comunicar para posteriormente pasarlo a un conjunto de elementos dentro de una imagen y que juntos logren transmitir el mensaje del marketing, logrando persuadir a tu público.

El diseño gráfico ha tenido grades alcances no sólo en impresos, sino también y con mayor fuerza en los medios  digitales, impactando en la publicidad, esto por llevar de una manera creativa el mensaje del marketing, sin olvidar estar siempre apegados a la realidad pero tratando de maravillar con una imagen.

Un estudio realizado por Bord Bia descubrió que la mayoría de los millennials asegura que el empaque o envoltura era un punto clave para que alimentos y bebidas reflejaran su personalidad de marca y valores, la mitad de los millennials descubrió que un empaque bien diseñado les daba la confianza en adquirir el producto.

Y es cierto, al ver la imagen de la publicidad la primera impresión influye en la decisión de compra, puesto que somos guiados por el sentido visual pero siempre y cuando sea atractivo.

Por medio de un diseño podemos lograr que nuestras estrategias de marketing se vean realizadas, mediante herramientas creativas, como fondos llamativos e imágenes dinámicas que destacarán las cualidades de un producto o servicio, contribuyendo con la finalidad de la publicidad, que es crear una necesidad.

El éxito de tu marca dependerá en gran mayoría de los buenos diseños y el impacto que estos tengan en el consumidor.